Oración para el jueves 31 de enero.

Amado Dios, poco a poco las estrellas fueron disminuyendo su fulgor, los primeros rayos del sol llegan a la tierra para anunciar la llegada de un nuevo día y hoy, lleno de fe y con un corazón que desborda fidelidad, me acerco hasta Ti para darte gracias por todas las cosas maravillosas que Tú me brindas.

Oración para la noche.

Amado Dios, los rayos del sol ya han cesado, las estrellas de la noche destellan en alegre fulgor y en este instante yo me acerco hasta Ti para darte gracias por haber cuidado de mí y de mi familia a lo largo de este día que ya casi termina, por habernos soportado en todas nuestras actividades y porque cada momento que vivimos hoy fue debido a tu preciosa voluntad y tu infinito amor.