Oración en contra de las adicciones.

Amado Dios, hoy me acerco hasta ti con el corazón dolido y con una solicitud muy especial: Por favor ayúdame a superar mis problemas y mis adicciones.



Señor, Tú me diste la vida y también me diste la posibilidad de decidir sobre mis actos. Durante mucho tiempo he fallado en mis elecciones y sin quererlo me he ido adentrando en una celda muy estrecha y oscura.

Hoy te pido que toques mi mente y mi corazón, para poder liberarme de las cadenas del alcohol, de las drogas, del juego o de cualquier adicción que esté destruyendo mi vida, mi presente y mi futuro.

Señor, por favor ayúdame a levantarme, a crecer en tu amor y tu palabra y poder salir adelante. No quiero defraudar más a aquellas personas que me quieren y que me han dado su confianza y no quiero dar más dolor a mi familia y a todos aquellos que me aman.

Dame el carácter, la sabiduría y el valor para alejarme de la tentación, dame control y disciplina para ser responsable de mis actos y acompáñame cada día para poder vivir de acuerdo a todo lo que Tú esperas de mí.

Padre celestial, te pido que me ayudes a construir mi vida; por favor se una hermosa luz que ilumine mi camino, tómame de la mano y ayúdame cada día a cumplir con mis obligaciones y a avanzar por senderos de vida, de dicha, de bendición y de prosperidad.

En ti están puestas mi vida y mis ilusiones, pues Tú eres un Dios de vida y alegría y sé que junto a ti no habrá adicción que no pueda superar.

Amado Dios, de mi parte, prometo dar cada día lo mejor de mí, vivir con amor y seguir siempre adelante, pues aquellos que me quieren ver caer, tendrán que ver como Tú me tomas en tus brazos, me levantas y me bendices, Amén.


Hacer esta oración con un arrepentimiento honesto y con ganas de salir adelante, te permitirá acércate a Dios y pedirle que sea el liberándote de las cadenas y el dolor que generan las adicciones.


Confía, Dios te ama, Él escucha tu oración y Él será abrazándote con amor, dándote sabiduría y valentía para que puedas ser una persona libre, prospera y feliz.