Oración para el miércoles 1 de noviembre.

Amado Dios de infinita bondad, hoy me despierto lleno de alegría y quiero agradecerte por todas las bendiciones y las lecciones que me diste en el mes de octubre; también quiero darte gracias por el hermoso regalo de la vida y por permitirme la dicha de iniciar este nuevo mes de noviembre, que sin duda estará lleno de triunfos, plenitud y bienestar.




Padre celestial, toda mi confianza, mi esperanza y mi fe están en Ti. En tus manos dejo mis deseos, mis preocupaciones y también mis angustias. Te entrego este nuevo mes que comienza y te pido que seas Tú mi proveedor, mi roca firme, mi fortaleza en la desesperanza y mi compañía en la soledad.

Mi vida es dichosa y perfecta gracias a ti Señor, por favor ilumina mi senda con tu luz, tómame de la mano y llévame siempre por caminos buenos.

Amado Dios, te pido que en este nuevo mes de noviembre mires mi vida y la vida de mi familia, nosotros te amamos y cada día necesitamos más de Ti. Tú conoces nuestros sueños, nuestras necesidades y eres Tú quien conforta nuestras angustias.

Por favor ilumínanos, guíanos, líbranos del enemigo mal intencionado y mantennos a salvo de todo mal. Te pido también que nos des humildad para vivir nuestros triunfos, fortaleza para superar el dolor, sabiduría para cumplir con nuestras obligaciones y poder hacer las cosas mejor cada día.

Señor, Tú eres mi apoyo y mi guía, por favor nunca me abandones y ayúdame a perseverar. Te entrego este mes que comienza y con todas mis fuerzas y mi fe me apoyo en Ti. Permite que cada día de noviembre esté lleno de brillo y alegría, déjame sentir tu presencia en mi vida y ayúdame a alcanzar mis propósitos y más grandes anhelos.

Gracias por escuchar mi oración, desde ahora declaro en tu nombre y lleno de esperanza y amor que Noviembre será un mes colmado de bendiciones y prosperidad, Amén.


Hacer esta oración con mucha fe, esperanza y alegría, te permitirá acercarte a Dios, darle gracias por las bendiciones del mes de octubre y pedirle que sea el guiándote y bendiciéndote en el mes de noviembre. Confía, Dios te ama y El hará bellas obras en tu vida.


Vive este mes de noviembre con optimismo y esperanza, da siempre lo mejor de ti y espera en el Señor, pues su amor por ti es infinito y sus promesas son ciertas.