Hermosa oración para el martes 1 de agosto.

Amado Dios, la noche ya cesó, los primeros rayos de luz empiezan a inundar la tierra y el canto alegre de las aves nos anuncia que el nuevo mes de agosto ya ha llegado.



Qué sublime es despertar en esta mañana, elevar mi vista al cielo y decirte desde el fondo de mi corazón: GRACIAS porque Tú cuidas de mí, de mi hogar y de mi familia, gracias porque nos protegiste y nos acompañaste durante el mes de julio y gracias porque sé que serás Tú acompañándonos, guiándonos y bendiciéndonos en este nuevo mes de agosto.

Padre celestial, no quiero empezar este día sin antes haber puesto mis anhelos, mis planes y mis obligaciones en tus manos. Por favor muéstrame la senda que debo recorrer y permite que agosto sea un mes de triunfos y alegrías, dame siempre tu maravilloso amparo y por favor mantenme libre del enemigo infame, de la tentación que lastima y de todo mal y peligro.

Dame cada día la sabiduría para descubrir lo correcto, la voluntad para elegirlo y la fuerza para hacer que perdure. Por favor dame un corazón noble que pueda amar y compartir y permíteme ser un humilde instrumento de tu obra.

Por favor mira mi vida, la vida de los míos y también nuestras necesidades. Danos salud, bienestar, esperanza y ayúdanos a superar nuestros problemas.

De mi parte viviré cada día con entusiasmo y alegría, dando siempre lo mejor de mí, arando mis campos y sembrando con esperanza y aun en medio de las dificultades, estaré en paz y confiado, pues Tú eres mi calma y sé que de tu mano, encontraré paz incluso en la más fuerte de las tempestades.

Amado Dios, hoy quiero poner mi vida, la vida de mi familia y nuestros sueños en tus manos. Por favor permite que agosto sea un mes lleno de dicha, triunfo y hermosas bendiciones, Amén.


Hacer esta oración con fidelidad, esperanza y devoción, te permitirá acercarte a Dios, agradecerle por todo lo vivido en el mes de julio y poner el nuevo mes de agosto, tus anhelos y tus deberes en sus manos, para que sea Él guiándote y ayudándote a vivir en triunfo y felicidad.


Confía, da siempre lo mejor de ti y vivir este nuevo mes con alegría, pues Dios te ama y de su mano, agosto será un mes lleno de dicha y bendición.