Oración para poner a tu familia en las manos de Dios.

Amado Dios, el día de hoy me acerco hasta Ti, lleno de devoción y recogimiento a darte gracias por el más bello regalo que Tú le diste a mi vida: GRACIAS AMADO DIOS POR MI FAMILIA y gracias por habernos reunido, para juntos poder avanzar en cada jornada y crecer desde el amor y el entendimiento.

Oración para la noche.

Amado Dios, en el silencio de esta noche, me presento ante Ti con un corazón lleno de fe, devoción y esperanza a darte gracias porque durante todo el día pude sentir tu maravillosa presencia en mi vida. Qué hermoso es ser tu hijo y sentirse rodeado de tantas y tan gloriosas bendiciones.

Oración en momentos de tristeza y soledad.

Amado Dios, inmensa fuente de amor y fortaleza, Tú conoces mi vida, mis anhelos y también mis necesidades y por eso hoy me acerco hasta Ti para pedirte que seas mi amable compañía cuando me sienta solo, aun en medio de mucha gente y también cuando me sienta desfallecer.