Oración para el jueves 29 de noviembre.

Amado Dios, hoy me presento ante Ti a través de esta oración para agradecerte por tu amor infinito, por la dicha de un nuevo despertar y por darme la felicidad de abrir los ojos para ver tu grandeza reflejada en todo lo que me rodea.



Hoy me presento ante Ti con un corazón lleno de amor y regocijo para elevar mis plegarias al cielo y darte gracias por mi hogar, por el don de la salud, por el pan que sirve de alimento para mí y para mi familia, por todas las bendiciones que nos brindas en cada nueva mañana, por todo tu amor y por la promesa que cada nuevo día será más bendecido que el anterior.

Tú eres el buen pastor que nos cuida y guía en este camino llamado vida y por eso nuestros días solo serán para servirte y adorarte a Ti, Padre milagroso y de infinita bondad.

Señor, Tú eres un Dios bueno y generoso, por eso hoy te suplico que nos concedas bienestar y sabiduría para obrar siempre de acuerdo a tu palabra y ser un humilde instrumento de tu obra.

En esta oración te pido también por todos aquellos que están atravesando por tiempos de dificultad o necesidades, especialmente por mis familiares y seres queridos. Por favor derrama una lluvia de bendiciones sobre el mundo y permite que todos encuentren en ti la respuesta a sus suplicas.

Amado Dios, te suplico que seas Tú guiando mis pasos y los pasos de mi familia hoy y cada día de nuestras vidas. Que seas Tú quien nos susurre al oído el camino por el cual debemos avanzar, que libres nuestra senda de los peligros y que nos colmes en dicha y prosperidad; porque confiamos en tu bondad, porque eres Tú quien avanza con nosotros y porque donde estás Tú, no falta absolutamente nada, Amén.


Hacer esta oración con fe te permitirá acercarte a Dios para darle las gracias por un día más de vida y pedir su santa protección y bendición. Esperamos que puedas sentir la obra de esta oración milagrosa en tu vida.


Vive con ilusión y expectación, pues Dios siempre escucha tus oraciones y Él será cuidando de ti, de los tuyos y colmando sus caminos en amor, luz, bienestar y bendición, Amén.